La cerveza española

Cervezas Españolas
La cerveza en España, forma parte de una cultura y tradición muy arraigadas íntimamente relacionada a nuestras pautas de consumo. Tenemos marcas centenarias que han elaborado cervezas con la misma formula milenaria (agua y cereal fermentados a la que se añade lupulo) pero con los sistemas más innovadores que garantizan su calidad.

La cerveza es una bebida agrícola, algunos atrevidos dicen que la agricultura y la cerveza tienen la misma fecha de nacimiento. Los mejores inventos del hombre han nacido de la necesidad y una alegría después de trabajar el campo es una auténtica necesidad.

La cerveza es agua, lúpulo y, sobre todo cebada malteada. Y en España podemos presumir de tener una excelente cebada y una malta que cumple con los máximos estándares de calidad.

El agua es el que determina la naturaleza básica de la cerveza.

El lúpulo es la planta que confiere el sabor amargo

Pero para la elaboración de una buena cerveza es imprescindible la selección de las mejores cebadas

Una vez seleccionados los mejores ingredientes procedemos al malteado de la cerveza, labor que se produce con gran esmero porque confiere su cuerpo a la cerveza.

Una vez sabido esto. ¿Cómo elegimos una cervezas?

Normalmente, como no estamos muy familiarizados con la cultura de la cerveza nuestra elección la basamos en la marca, pero el criterio más generalizado entre los bebedores de cervezas es el proceso de fermentación:

  • Baja fermentación (lager), mayoría de cervezas españolas. La temperatura utilizada no supera los 9 Grados.
    Gran variedad de cervezas: Rubias, doradas, tostadas y negras. 

    • La Pilsen – Grado de alcohol es de 4 a 5 Grados. Posee un ligero aroma a lúpulo y su cuerpo y su espuma son más ligeras que el resto
    • La especial – Su aroma está marcado por la malta ligeramente tostada. Muy cremosa, queda marcada la espuma en los vasos
    • La extra – graduación 6-7% del volumen. Doradas. Aromas a malta con un ligero sabor a regaliz y lúpulo. Un ligero amargor al final muy agradable
  • Alta fementación (ager) – Con aroma afrutado y una gama de sabores más complejo.
    Claras, rubias, rojizas 

    • Cervezas de abadia, con una graduación del 6,5 de alcohol. Su color es de bronce y su espuma cremosa, persistente y ligeramente tostada. Su aroma es dulce y afrutado, recordando a caramelo, plátano y manzana
    • Cervezas negra – 5% de alcohol, tostada intensa y prolongada de malta. Con un aroma a cafe
    • Cerveza de trigo
      • Weissbier – alto porcentaje de trigo en su mosto. Afrutado con un intenso aroma a cereal
      • Berliner – 2 terceras parte de trigo. Turbia y muy espumosa
      • Blanche –  Mezcla de trigo y avena y se especia con la piel de naranja y cilantro.
        es de color paja y espuma
  • Fermentación espontanea (lambic), poco común en España. Utiliza cepas salvaje para la fermentación que se produce de forma espontanea
  • Cervezas ahumadas –cuyo aroma se consigue ahumando la malta con el mismo tipo de turba que para el whisky